A golpes se ha ganado el respeto

Ana Riojas, mejor conocida como Anya Tekken, está entre los mejores competidores mexicanos (independientemente al sexo), en el videojuego de peleas desarrollado por Bandai Namco.

Y eso no ha sido fácil, pues ella asegura: “Tekken es uno de los juegos de peleas más difíciles que hay porque son muchos personajes, muchos movimientos, muchas técnicas; es un juego 3D que tiene movilidad completa, me tomó mucho tiempo aprender a jugarlo como lo hago ahora”.

Su pericia fue evidente el pasado mes de mayo al participar en el Kaibil’s Road, en Guatemala, en el cual terminó en segundo lugar, sólo después de Abel del Maestro, experto jugador profesional Peruano.

Anya Tekken

Aunque Abel le reconoció a Anya su extraordinario desempeño vía Facebook: ‘¡Tienes mucho nivel Anya! Un gusto jugar contra ti. Espero que nos volvamos a ver muy pronto’, no siempre ha sido así, pues Anya se ha enfrentado a entornos peyorativos por ser una chica gamer.

Atracción precoz

Desde muy pequeña, Anya se sintió atraída por Tekken 2 al jugarlo en la consola de sus primos: ‘Para entonces yo solo apretaba los botones’, reconoce en una entrevista para egamersmexico.

El enamoramiento de Ana por este figthing game se confirmó al tener su propia Playstation: ‘Ya me terminaba el juego con algunos personajes‘.

La primera ocasión que lo consiguió fue con Ling Xiaoyu, cuyo final, en el cual Heihachi Mishima destruye el parque de diversiones de Xiaoyu, le encantó: ‘Yo, como una niña de cinco años, me impresionó mucho’.

Por aquellos años, la pequeña Ana padeció la primera acción de discriminación como gamer: ‘Decían que era rara por jugar videojuegos, incluso, una vez en una arcadia, unos chicos no me dejaron meter mi monedita’.

Pasaron los años y Anya seguía encantada con Tekken, incluso, a los 18 años, jugó en las arcadias la sexta edición del juego, cuando vivió en los Estados Unidos.

Anya Tekken se abre camino

En su regreso a México, en 2012, investigó y encontró la comunidad de Tekken en nuestro país, también descubrió torneos en línea y presenciales. Para entonces no tenía Playstation 3, por ello rentó una consola y empezó a jugar online contra otros gamers.

Se enteró que habría un torneo en Acapulco, así que juntó dinero para hacer el viaje desde Monterrey: ‘Según eran 18 horas de camino, pero fueron como 24 porque el autobús iba haciendo escalas’, recuerda Ana.

Te recomendamos: ESPORTS: 10 MUJERES QUE HAN HECHO HISTORIA EN LOS DEPORTES ELECTRÓNICOS

En el torneo, más allá del resultado, Riojas quedó fascinada por el ambiente competitivo de Tekken, así que, como tenía familiares en Estados Unidos, regresó a ese país para disputar más torneos, ‘por lo menos uno a la semana’

, asegura.

Los viajes se los costeaba mediante el dinero ganado en las competencias que disputaba y los perler beads que vendía, ‘aunque a veces también pedía rides’, admite Anya, que solía competir en Houston, Dallas, Oklahoma.

Sus experiencias internacionales

Riojas comenta que su primer torneo importante fue ‘el Absolut Barrow, en Dallas, en el cual quedé en séptimo lugar’, aunque para ella lo más importante fue darse cuenta de lo que realmente era competir: ‘No era lo mismo un torneo pequeño en México que uno más grande y mejor organizado en los Estados Unidos’.

Posteriormente participó en el Final Round de Atlanta en donde había competidores de Corea del Sur, de Francia, de Italia. ‘Ahí entendí que me faltaba mucho por mejorar, pero iba por buen camino’. Siguió compitiendo hasta llegar al extraordinario nivel con el que cuenta ahora.

Anya Tekken Combate

Y aún cuando ya estaba en el ámbito competitivo, también fue objeto de falta de respeto por parte de un rival al cual le había ganado, pues este, en lugar de aceptar el apretón de mano de Ana y felicitarla, saludó al que para entonces era su novio y le dijo: ‘Felicidades, la entrenaste muy bien’.

Los torneos que más ha disfrutado Anya Tekken

Entre las competencias que más ha disfrutado están el México Cup de 2017, un evento oficial de Namco, en el cual quedó en tercer lugar. Ahí se dio cuenta de su capacidad para tener muy buenos resultados en competencias: ‘Sentía que solo tenía que ser más positiva’, admite.

Ese mismo año y en el 2018 ganó el Thunderstruck. En esa segunda ocasión que lo ganó, Sherryjenix, una jugadora de Street Fighter, quien encabeza un programa enfocado en apoyar a jugadores a asistir a torneos en Estados Unidos, le ayudó a competir en el Evolution Championship Series, en el cual cuenta cómo le fue: ‘Avancé de rondas, pero en el pre-Evo tuve uno de mis mejores torneos al quedar en quinto lugar’.

En esta competición enfrentó a Super Akouma, de Francia, contra quien, pese a perder, Anya considera: ‘fue una muy bonita experiencia para mí’.

Anya Tekken

Sus personajes favoritos

En sus inicios, su personaje favorito era Ling Xiaoyu, pero con los años se inclinó por Asuka Kazama, a la que ha customizado con una cabeza de venado, inspirada en sLine, un gamer coreano, quien también usa al mismo personaje y la misma adaptación.

Ese cuadrupedo ha sido del agrado de Anya y sus seguidores, pues su canal de Twitch está repleto con motivos cérvidos.

La ilusión de Anya Tekken

Luego de un 2020 casi sin competencias, como consecuencia de la pandemia, Anya está a a la espera de otros eventos como el Kaibil’s Road, el Thunderstruck y demás, pero hay una en la cual le gustaría participar: las finales del World Tour, ‘Llegar ahí y ganarlo, sería como que ¡wow!’.

Por Guillermo Vite García / @memored

Compartir
Recomendaciones