En el reporte financiero del 2021 a 2022 de Ubisoft, el CFO del estudio y publisher, Frédérick Duguet, reveló que los videojuegos de Skull & Bones y Avatar: Frontiers of Pandora llegarán en 2023, con la misión de expandir su marca y crecer más en audiencia.

“Para 2022-2023, buscarnos el regreso de una línea de crecimiento. Esto se realizará derivado de una diversa línea de juegos premium, incluyendo Avatar: Frontiers of Pandora, Mario + Rabbids: Sparks of Hope y Skull & Bones, así como otros emocionantes títulos”, se lee en el texto publicado.

Además, adelantaron que esta estrategia podría “beneficiar los lanzamientos free to play, especialmente aquellos basados en nuestras grandes propiedades intelectuales”, refiriéndose a juegos como Ghost Recon Frontline o Rainbow Six Mobile.

Del mismo modo, se indicó que “algunos de estos títulos han estado en pruebas internas y externas” y que están “en etapa final de desarrollo”, por lo que se espera que sean lanzados en el primer semestre del 2023.

Todo esto luego de que la empresa francesa compartiera algunas cifras de ventas acumuladas en otras franquicias como Assassin’s Creed, Tom Clancy’s Rainbow Six y Far Cry, que han “generado más de 300 millones de euros”, que sirven como un “testamento de la pasión de nuestros equipos” para desarrollar juegos.

Los números positivos en Ubisoft 

De acuerdo al reporte presentado por Ubisoft, las tres franquicias previamente mencionadas registraron el principal ingreso para la empresa en el año fiscal 2021-2022.

En cuanto a Assassin’s Creed, se detalló que las ventas netas “doblaron los ingresos del 2019-20”, destacando el título de Valhalla, que superó el número de usuarios únicos en 2021-22. 

Por parte de Far Cry, se describió el último periodo fiscal como “el mejor año para la marca” y en el caso de Rainbow Six, se encontró una mejor interacción con la expansión ‘Extraction’ y una “buena recepción” al año siete en Siege.

Síguenos en redes sociales para más información de videojuegos.

Compartir
Recomendaciones